lunes, julio 10, 2006

Después de la batalla de Argelia


me dispuse a leer los diarios que había comprado. Dos: Página y Perfil. Perfil: dan ganas de ser kirchnerista al leerte. Página: dan ganas de ser opositor al leerte. Aunque siempre hay algo. Dos extremos de algo, dos ilusiones, en fin, pero también -en el fondo- dos convicciones de lo que tiene que ser el periodismo hechas concha. Uno: sé que hay una chica que no entiende mis adhesiones al kirchnerismo. Nena: mis razones orgánicas son espirituales, o sea, entiendo que no me entiendas. Dos: es mi modo de entrar a la nación conservadora, a la adhesión a la única ideología argentina: el roquismo, porque todo arranca con mi simpatía al duhaldismo ahora matizada por una mejor conciencia ("los crímenes, los crímenes, ah").
Los diarios informan, informan, sobre las formas de la guerra que en nuestra novela cartonera también quisimos precisar: atacar el nudo gordo del IVC, de los punteros. Pero sabemos: el progresismo en la Argentina es la disolución del conflicto social como forma de vertebrar el relato, es decir, algo que ni la derecha sabe hacer, llegando al límite al que sabiamente (de esto ya hablaré) lo supo llevar Lilita: el progresismo extremo termina en una de las formas de la derecha... Por eso reivindico como gesto de honestidad política tirar el ARI a la concha de la lora. ¿Cuál es el problema de la sociedad, lilí? Lo que los malos gobiernos le hacen. Otro extremo de la misma lógica: Moore, el ideólogo republicano de los demócratas. Contar cómo las sociedades pastan tranquilas por una pradera bíblica, lavan su ropa en el río cristalino, hierven la papa, y vienen los gobiernos y conspiran contra sus naturales humanismos, y las engañan. Rozitchner, el doble de Gambarotta, se lo dijo en la cara a Lilita, y ella en TV quedó muda por 5 segundos (gracias Alejandro por ese momento único). Toda idea de que la sociedad es engañada termina como el orto. Políticamente, digo: frepaso, fresapo, alianza. Por eso PUNCTUM es la novela de los '90: no dejará de haber, no, nunca, política; las sociedades -prudentemente- se organizan alrededor del Banco Mundial y del Viento Mundial. Por eso el peronismo-el radicalismo son eternos: la sociedad es un conflicto que hay que ordenar, por derecha o izquierda. ¿Se entiende? Por eso después de las cacerolas el BM y el FMI tenían mas simpatía por Zamora que por Moreau. Decirle que no a la dolarización es mas importante que la ley de Comunas, porque, verdad de la democracia número 10: en este país lo menos trosco es el Pueblo.
Ayer leía eso de Aliverti (un tipo que en el fondo quiere decir lo que toda la izquierda entrando en la madurez: el problema es que este pueblo es una mierda) alrededor de las "complicidades sociales" durante el proceso, era prudencia la palabra, hijo de puta. Rata del PC: fuiste cómplice de Nadra, pero no es eso. Lo que importa es que la gente no usa nombre de guerra: vamos hacia un momento en que todo pueda ser pensado nuevamente, cuando los crímenes de lesa fueron condenados, y nos queda el seminario que va a hacer mi viejo, donde se arrancará diciendo: ya condenamos al nazismo, al turco julián, al circuito del Atlético-etc., y las "leyes de impunidad", ahora vamos a tratar de pensar sin pactos de silencio...
Pero la nota HV cuenta lo que le queda pendiente a la ciudad: la lucha por su significado, porque la anterior elección se jugó simbólicamente en esa entidad brumosa llamada CONURBANO, hoy se juega y jugará en la ciudad. Voy a votar al que construya la mejor ciudad, le dije a la niña criolla. Ella me respondió: ¿hace cuánto no se funda una ciudad?

Somos mágicos.
Somos celestes.
Mariposas en el río de las corrupciones.

6 comentarios:

paula dijo...

ud se hace escuchar. pero la politica es como el futbol, la literatura, la pasion
aparte cabeza y estrategia, hay estomago
sds

paula dijo...

dije, en relacº a las chicas y las adhesiones. tus ¨razones espirituales¨, mi estomago

paniagua dijo...

no se te entiende. qué me querés decir.

Anónimo dijo...

che y si le avisan a rubio que los blog son gratis...
basta maiakovski!
basta ya!

paula dijo...

oy, sí, recien ni yo misma me entendí..

que tu adhesion K de razones ´espirituales´ (y tu lirica metafisica de ´entrar al roquismo´) en un punto acaso sea análoga a mi escepticismo ´estomacal´

paniagua dijo...

ok, entendido ahora paula.

un beso.