lunes, enero 14, 2008

Verano, verano...

Lo cual me lleva al segundo coming out, concedido por Wainfeld al joven Lucas Lanusse. Con quien quizás yo haya jugado un partido de fútbol, en el barro, bajo la lluvia y en una localidad perdida de la provincia de La Rioja, a fines de los 70. Tengo el vago recuerdo. Al fútbol jugué con un amplio arco ideológico, que va desde el nieto de Videla a los pibes de H.I.J.O.S., pasando por Miguel Rep y la banda de Taladrillo en las sierras. Pero con los troscos no. Para los troscos el fulbito es el opio de los pueblos.

11 comentarios:

Anónimo dijo...

Que se pongan de acuedo, ya que segun ellos, LA RELIGION o EL FUTBOL son opio de los pueblos, pero en alguna Internacional (y ojo no es club brasilero ni tano) deben haber tabulado cual es el OPIO.

Orga dijo...

No se entendió un carajo.

maiakovski dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.
SL dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.
maiakovski dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.
SL dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.
Anónimo dijo...

Vayan los dos a laburar.

maiakovski dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.
SL dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.
maiakovski dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.
SL dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.