sábado, julio 26, 2008

alza, limpia, construye, fortifica / preserva, mira, protege, alimenta



No soy nada

Ayer mismo cuando vi al cerrajero,
no sé si alguna vez sentiste esa envidia, la envidia,
frente a alguien que posee un oficio. Es como alguien
que. Alguien que.
Un oficio que se aprende con las manos y las deja llagadas,
no un oficio delicado.

Bueno, eso, un día
de febrero frente al cerrajero
sentí como quien siente
un hueco, un hueco palpable,
una respiración hacia fuera,
la fuga del aire como cuando los globos se vacían y vuelan
para caer,
frente a la evidencia de mis manos: no tengo un oficio.

Un oficio de cerrajero, por ejemplo.
Porque ese día necesitaba una llave,
para darle a alguien que quiero que entre a mi casa.


Un oficio como quien dice: carpintero, carrero, cerrajero, plomero…
(Boxeador amateur ponete de pie frente a un gallo:
“conciencia etérea de una riña”. Dios te pide un oficio
y la piña que transforma la materia en confesión
también es un susurro de voz: cura es un oficio…)
Un vecino mío toca el piano mientras escribo estos versos.
No, pianista no es un oficio, cualquiera al que le paguen las clases,
además, nadie es pianista por necesidad.
Los oficios tienen que ver con la necesidad.

Un oficio de cerrajero de la precisión.
La única máquina es el ojo.
La pequeña reserva industrial se activa, se pone los anteojos, mira, es preciso.

Pero no quiero la llave sino su oficio. La mano.
El polvo dorado que queda brillando en mi interior al mirar la escena:
el relámpago de la electricidad con el relámpago de la ignorancia
forman un hilo de arena en el aire mientras usted opera sobre la configuración
que abrirá mi puerta, una vez mas.

Todo oficio en busca de la llave dorada de un oficio.

Cerrajero:
soldado,
a sórdidos oficios resignado
,

¿Con qué se hace el vidrio? Con arena-

¿Con qué se hace el plástico? Con petróleo-

Usted sabe de qué música es dueño…

¡Campana de vidrio que si se toca estalla, así el conocimiento inútil sobre las cosas, una atención vibrante sobre la que caemos, arena, arena, arena, cae sobre una leve cadencia de aceite!

¡Cristal que si se toca estalla!

¡Las cosas delicadas se atormentan! ¡Las cosas deliran! ¡El mismísimo plomo!

En un oscuro taller la materia prima. La materia hermana.


Cerrajero: una llave que cuando se cierre la puerta desaparezca.
Cerrajero: un oficio que se olvide al instante de ser aprendido.
Cerrajero: arroje las llaves al mar.


Cada llave perdida se tragó a sí misma, viajó por entrañas
de cobre
y mineral
. Viajó
de una ciudad imaginaria
a una real
donde las puertas están
cerradas.
La puerta está cerrada. Es domingo. Yo dejé las llaves adentro.

11 comentarios:

Mario Arteca dijo...

No sé si es "vacío" lo que me devuelve el poema. Es algo más serio: una consistencia, ganas de ser esa materia. Gracias.

valeria dijo...

mientras miropor la ventana, bien arriba, me quedo pensando: un oficio, un oficio. es una pregunta, una llave también.

Ezequiel Meler dijo...

El elogio del oficio y el vacío del intelecto...mmmhhh, romanticismo de acero para uno, crítica de la técnica para llevar, me suena a Heidegger, a Höderlin, pero bueno, si es así, es porque es bello.
A ver si te dejás de joder y nos encontramos, que vos sí tenés un oficio, y no es la contemplación melancólica de mundos perdidos, sino la realización de todos los mundos posibles que laten en el hombre, como promesas nonatas.
Secundariamente, ser poeta es un oficio, uno decisivo.

Mario Arteca dijo...

Mmmhhh... crítica de segunda mano para uno, y para el mismo, ni siquiera oficio. ¿Qué es ese acto proto-buchón de intentar pegarle con la crítica, cuando en verdad, no formulás nada? Se ve que no me conocés. ¿Hölderlin? Nada más alejado. Y una cosa: si lo único que unís a Heidegder es el nazismo y Hölderlin, digo, por nazismo, porque no lo nombraste, es porque aún te falta leer otras cosas del filo-nazi, o puro-nazi de Heidegger. Nada que ver con esos muchachos no circuncisos. Más allá de esto, Ezequiel, coincidio en una cosa: la poesía es un oficio, aunque creo que no se entendió el poema de Martín. habla de otra cosa, más woodyallenesca. Algo así. Abrazos.

Ezequiel Meler dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Ezequiel Meler dijo...

"Pero el error nos ayuda como un adormecimiento/ Y nos hacen fuertes la necesidad y la noche.
Hasta que los héroes crecidos en cuna de bronce,/ como en otro tiempo sus corazones son parecidos en fuerza a los celestes.
[...]
Y, ¿para qué poetas en tiempos aciagos?
Pero son, como tu dices, los sacerdotes sagrados del Dios del vino/ que erraban de tierra en tierra/ en la noche sagrada
[...]
Es derecho de nosotros, los poetas
estar en pie ante las tormentas de Dios/, con la cabeza desnuda,
para apresar con nuestras propias manos el rayo de luz del Padre, a él mismo/, y hacer llegar al pueblo envueloto en cantos el don celeste.
Hoderlin, citado por Heidegger, en Arte y poesía.

Ezequiel Meler dijo...

Mario: no suelo pensar en los nazis cuando recuerdo el hecho de que Heidegger es uno de los mejores relectores de los griegos, y uno de los autores de tópicos más bellos respecto del costo cultural, identitario, del avance de la técnica (esto es, entre otras cosas, la lenta desaparición de los oficios). Por lo demás, Heidegger cita reiteradas veces a Höderlin en Caminos de Bosque, Arte y Poesía, etc.
El texto iba para Martín, a quien sí conozco, y sí, no te conozco, cosa que me interesa menos a partir de que apresuradamente me calificaste de "proto buchón".
En todo caso, yo leí lo que me pareció, y se lo comenté a un amigo, Martín. Saludos.

Alberto Berdaner dijo...

Heiddegger era un cobarde hijo de mil puta que se vestia con el uniforme nazi, fue rector de la Universidad durante el nazismo y ademas hio borrar la dedicatoria a Husserlo por cagon. Un verdadero hijo de puta pero parece que aca no cae del todo mal. Ustedes son muy parecidos

fulgorenlatulipa dijo...

-Hay un poema de Gabriel Celaya que se llama "A Andrés Basterra" y que habla del trabajo con una voz distinta.
Saludos

Anónimo dijo...

ALBERTO BERDANER, CHUPAME UN HUEVO PELOTUDO,¿QUIEN REIVINDICO EL NAZISMO? DEJA DE LUCRAR TONTITO. ESTE BLOG PARTE DE UNA BASE COMUN ENTRE EL AUTOR Y SUS LECTORES: CONDENAMOS AL NAZISMO Y A LA ULTIMA DICTADURA MILITAR, ANDA A CAGAR A TROMPADAS A LOS SKIN QUE CACEROLEARON CON LOS DEL "CAMPO" ANTES DE VENIR A ROMPER LAS PELOTAS ACA. POR LAS DUDAS TE ACLARO QUE NO ESTOY A FAVOR DEL EXTERMINIO DEL ESTADO JUDIO PERO SIENDO LAS 23:03 ME DAN GANAS DE CAGARTE A TROMPADAS.

toto scurraby dijo...

muy buen poema.seguire por el resto de los textos.te agrege a los links.saludos