jueves, junio 14, 2007

Paraguay


Torcuato Di Tella escribió para la UNESCO un librito, un cuadernillo de trabajo genial, para entender el proceso histórico paraguayo desde su génesis jesuita. El dominio por mas de 60 años del coloradismo (que incluyó todo tipo de formatos, democráticos y dictatoriales) no se explica (como nada se explica) por la simple combinación entre represión y clientelismo.


El partido Liberal significa el caso del partido funcional. Por eso es que su alianza reciente con el huracán Lugo puede ser sospechada de contener el principio del fin, ya que su "alianza con lo viejo" ya abre a pensar en los condicionamientos de la construcción. Pero nos gusta el eslogan de construir lo nuevo con la arcilla vieja.


Paraguay llegaría tarde, sí, un poco, al clima de época. Pero Paraguay está tratando de abandonar el mito, su superficie gélida, para entrar de nuevo a la Historia. Después de ser La Historia.


Ñemonguetá guasú.


Si Paraguay da vuelta su pequeña y modesta taba, para mi, todos estos años de regreso a la aurora, tienen sentido. El miedo entra en los colorados, ese Gran Partido que debe morir.




4 comentarios:

SL dijo...

Ese que pusiste en la foto además de paraguayo hoy es canalla, revista en las filas de mi querido, fidecoimeado y quebrado CARC. Un grande, el Toro Acuña, héroe de la epopeya fallida en la noche de Lens. Lástima que a Central llegó tarde, igual que Paraguay a la historia.

Anónimo dijo...

volviste Martín. se te extrañaba

Anónimo dijo...

tus textos son lo mejor que anda dando vueltas por los blogs.

porque sí dijo...

Paraguay llegó primero, esa fue la base de la tragedia.