jueves, agosto 21, 2008

Tierra y libertad

En la mitad para siembra en la superficie de 40Has.se sembró maíz, trigo, girasol y soja. Mi patrimonio está declarado desde hace 20 años no sólo en mis declaraciones de impuestos sino también en la página web de Poder Ciudadano.

1
Así no. ¿Cuál es el sentido? El que dice: andá a contarle la fortuna a la familia K, te calla. Hay algo que está como al lado de esta "acusación", que corre en ese sentido, digamos, y creo que debería saldarse: los políticos deben ganar muy bien. No está mal ganar plata. Y... en el colmo de los efectos del conflicto agrario: no está mal poseer un campo, sembrarlo, y sembrar -sobre todo- soja. Los rumores del tipo: ¿te enteraste de que X siembra soja?, es el tipo de discurso ideológico en el que anida la derrota cultural reciente. El problema intrínseco del kirchnerismo con los ganadores. No los ganadores de una disputa, a esos te enseñan desde chico, en la escuela y en el barrio, que hay que odiarlos. Los ganadores involuntarios del propio modelo. Porque hasta antes del 11 de marzo, la síntesis oficial era esta: hacemos todo para que ganen, con el esfuerzo de todos sostenemos el tipo de cambio competitivo, y al precio de ser la variable de ajuste -vía retenciones- de ese círculo ("con la plata que les sacamos sostenemos el tipo de cambio con el que ganan"). La identificación con el vencido es el problema del kirchnerismo. La idea de que los ganadores sociales pertenecen al mundo capitalista, a la década del '90, al neoliberalismo, es casi como no entender los mecanismo de cohesión popular del capitalismo. A ver: toy chamuyando pero tengo entre dientes un pálpito... A este gobierno le falta mostrarse un poco, un poquito, identificado con los sectores sociales ganadores. ¿Arriba de una cosechadora de última teconología con la bandera argentina? Ahora es tarde, y sería patético. ¿Pero se entiende un poco por dónde digo que debería ir la cosa? (Que somos perdedores, y que vamos a estar siempre mas del lado de los indios que de la 7ma. de caballería, ya se sabe.) El mensaje social de posar junto a "alguien que llegó" va directo al estímulo, al emprendimiento.

2
Hay una anécdota que conozco en estos términos y me encanta (aunque alguien podrá corregirla). Y que tiene como protagonistas a dos hombres que admiro (junto a millones): Perón y Atahualpa Yupanqui. La cosa es que después de persecutas y exilios del músico, Perón-presidente en un festival lo encuentra a Don Ata. Lo cruza -supongo- en el pasillo de los camarines. Y sabiendo Perón que el autor del Payador perseguido se sentía perseguido no exactamente por la metafísica, se acerca y, para saludarlo, le despacha esta: "pero negro, con esa cara, cómo no vas a ser peronista". Todos los sentidos posibles que encierra para mi el círculo de ese encuentro, y de esa frase, es todo lo que quisiera decir de acá hasta que me muera.

7 comentarios:

goliardo-argentino dijo...

Y don ata le contestó:

"Y no canto a los tiranos
ni por orden del patrón.
El pillo y el trapalón
que se arreglen por su lado
con payadores comprados
y cantores de salón."

A mí Pino no me termina de convencer. Yo también leí en "la paco" esa noticia. No es importante, lamento su comportamiento con la 125, y encima nunca quedó clara su posición con respecto al voto de Lozano. Tampoco nunca entendió que, en caso de que él gobernara el país, los únicos que lo defenderíamos en su patriada seriamos aquellos que lo criticamos por su "progresismo servil. Ojala un día llegara a algo importante en política, igual que lozano, ahí van a entender lo que es un apoyo político. Todavía no me termina la bronca de la 125.

es mejor el pinito que el paraguayo dijo...

Recuerdo que hace muchos años, un pariente colabara con el teatro de la ribera, ese que esta frente al riachuelo y que antes del dolar a 3 pesos y del boom del turismo se caia a pedazos. Ahi se juntaban los tipicos viejos romanticos porteños y poniendo monedas y el pecho sostenian un teatro que caminaba a la muerte segura. Todos los años organizaban el premio "quinquela martin", algo asi como los martin fierro pero de la boca. Ahi, con mi hermano teniamos la oportunidad de ver a los famosos y medirles la "calidad de persona" de acuerdo a si se venian a recibir un premio sin flashes ni luces mas que las de la boca (la boca de aquel entonces). Nos quedo grabado para siempre que un tipo espèrado por todos ahi por su "coherencia" y demas cualidades nunca aparecio, porque nadie le iba a registrar el momento. Mauro Viale mando a su mujer y su hijo vestidos como para los oscar y pino ni siquiera mando a la negra.
Como todos sabemos, pino esta esperando que alguien invente la camara espejada, asi el y nadie como el, puede registrar las 24 hs su propia vida.

Ezequiel Meler dijo...

En el fondo, en esa crítica pedorra a Pino (habiendo tanto que decir, si fuera el caso), late un reflejo preterideológico (epah!). Es como una especie de teoría del chori al revés: si estás con ellos, debe ser porque sos sojero. Más antipolítica: los intereses materiales no explican cada clivaje político, caso contrario muchos de nosotros votaríamos a Macri, Carrió, etc. Es una pavada, pero una pavada que sale del núcleo según el cual el problema de la Argentina es de orden moral (la impunidad, el relato progresista anclado en una crítica ética del poder tal cual se plasma en los 90). Todo eso podía servir más o menos cuando coincidían la redefinición a la baja de lo público con ciertas zonas grises de su implementación (léase afano a dos manos). Y cuando, de paso, no estábamos embarrados en la gestión. La pureza es el lujo de los que resisten. A Pino, en buena medida, esto no le pasa por casualidad. Ha hecho muy poco por desarmar este discurso que remite todos los problemas del país a la corrupción de "los políticos".
Sigo insistiendo: el enemigo inmediato no es la derecha, para poder debatir de frente con la derecha tenemos que desarmar la narrativa de la antipolítica.

paniagua dijo...

Goliardo: la bronca tiene que pasar. Pero en el detalle que cuenta "es mejor el pinito que el paraguayo", está la conducta ética de Pino mejor expuesta. Es absolutamente cierta esa anécdota, y un hallazgo. Meler: brillante.

escriba dijo...

No la entiendo. ¿Ponerse por arriba?
Saludos

luciano dijo...

Coincido en que esta critica de la Urondo a Solanas está planteada bajo los terminos del denuncismo antipolitico que se erigió en discurso único del progresismo lanatiano.
Por otra parte Es notable cómo una persona que conoce el bagaje conceptual( y ¿la experiencia?)de lo historico-popular en la Argentina, no cosmovisione la realidad en tal clave; Pino está maniatado a ese deseo-abstracción de la Argentina Latente, y eso no lo deja ingresar en los intersticios de la politica concreta. No hay caso:no tiene ganas de meterse en el "engorro" que significaría empezar a manejar variables ( de construcción e interpretación politica)que se articulen con una idea de Poder.

Buenisimos los comentarios
Saludos
LUCIANO

Anónimo dijo...

Compañeros :
La rueda de la historia continúa su marcha imperturbable, siendo que además grandes relatos continúan inconclusos ,a pesar del “Fukuyama Mentiroso”.
Porque no apagar la computadora, retirar las nalgas de la silla, y confirmar si al menos clarea, tal ves sea tiempo de ensillar y salir a cielo abierto.