domingo, diciembre 03, 2006

(... su muerte me dolió cuando uno era uno, y todo en uno, y nada mas que uno. Alguna vez podríamos describir el catálogo real de lo que nos crió en esos años (algo así como el huevo que pusieron en nuestra cabeza, el verano en Gesell con el diario del che en bolivia). Lo que pienso ahora es que la verdadera marginalidad -cuánto odio esa palabra- fue hacer ese programa en la oscuridad del canal oficial, en su era rusa, digamos. Pero el dolor, expresado así, desde ahí, en fin. Claro, ahora, después, todo es Polo: Polo Social, Polo Obrero, Polo Productivo, Polo Farmacéutico, y así. No importa. La tele es un lugar de justicia: termina Montecristo a los pies de los que bailan por su sueño...)

3 comentarios:

Anónimo dijo...

agrandá la letra loco!!!! no se entiende un carajo!!

Anónimo dijo...

AGUANTE
la JP EVITA!!!!!!!!!!!!!

tentorí dijo...

........